6 ago. 2012

Quema de Libros y Bibliotecas: ¿realidad o ficción?

Tomado del blog "uvejota.com blog de bibliotecas y algo más", de Verónica Juárez Campos, con su autorización:
"Alguna vez escuché que una de las grandes invenciones de la humanidad era la escritura. Antes de la escritura, el ser humano transmitía sus conocimientos de boca en boca, lo que formaba parte de la tradición oral; desafortunadamente, muchos de estos conocimientos se perdieron con el paso del tiempo y no fue sino hasta que el ser humano encontró la manera de plasmar con signos en algún soporte (vasijas de arcilla, pergamino, papel, etc) esos conocimientos, que fue posible perpetuarlos y transmitirlos.
Paradójicamente, desde que surgió la escritura, el libro y las bibliotecas, el ser humano se ha sentido amenazado con la información que estos materiales cobijan en su interior; no es gratuita la frase “información es poder” y creo que esto lo han visualizado líderes políticos, líderes religiosos, sociedades y organizaciones de todas las civilizaciones que han visto en el libro y las bibliotecas una amenaza a sus intereses. Ya lo ha dicho, Leslie Burger, Presidenta de la ALA:
A lo largo de la historia, siempre han existido algunas personas que no quieren que la información esté libremente accesible. Esto aún se da en la actualidad. La razón de que muchos libros no hayan sido prohibidos o destruidos se debe a que comunidades – junto con bibliotecarios, maestros y periodistas han alzado la voz y exigido su derecho a la lectura.
De esta forma vemos que han sido muchas y muy variadas las anécdotas de censura y destrucción de bibliotecas y libros en el acontecer humano. Pero qué tan ciertas son? Sin duda, muchas son producto de leyendas y sólo se quedan en la ficción; de algunas otras existen datos dudosos, misterios no resueltos de cómo y por qué fueron borradas de la faz de la tierra; pero en muchos casos es un hecho que las bibliotecas y los libros han sido prohibidos o destruidos por la amenaza que representaron en su momento.
Comencemos con el caso que es quizá el más conocido: la Biblioteca de Alejandría. Establecida en la Ciudad egipcia del mismo nombre por allá del siglo III a.C; ha sido considerada la biblioteca más importante de la humanidad, su grandeza llegó a ser tal, que gracias a ella la Ciudad de Alejandría fue vista durante mucho tiempo como la capital intelectual del mundo griego. Su destrucción es quizá el mayor misterio jamás resuelto en el mundo de las bibliotecas y el libro. Muchos insisten en atribuir al emperador romano Julio César el gran incendio que sufrió la Biblioteca en el año 48 A.C.; sin embargo, el incendio del 48 sólo afectó los depósitos de la biblioteca y es un hecho que siguió existiendo mucho más allá de ese año e incluso tuvo una existencia de aproximadamente 8 siglos (del III a.C al V d.C). Es en el siglo IV d.C cuando la Biblioteca sufre sus mayores embates a manos de los Cristianos, quienes veían en toda construcción pagana una amenaza a la religión floreciente, por lo cual mandaron destruir cualquier manifestación egipcia, entre ellas la Biblioteca de Alejandría.
Durante la primera mitad del siglo XX encontramos que la destrucción masiva de libros se debió principalmente a conflictos armados, los más conocidos son los bombardeos a las bibliotecas durante la Segunda Guerra Mundial. La quema del libro llevada a cabo en Berlín el 10 de mayo de 1933, donde se destruyeron libros considerados como anti-alemanes entre los que había ejemplares de Thomas Mann, Erich Maria Remarque, Karl Marx y H.G. Wells.
Pero para los que piensan que esto es parte del pasado, me temo que no es así. Si echamos un vistazo la lista 100 Most Frequently Challenged Books of 1990-2001 de la ALA, los 10 libros más censurados durante el periodo de 1990-2001 fueron:
Quema de biblias 
  1. Scary Stories (Series) de Alvin Schwartz
  2. Daddy’s Roommate de Michael Willhoite
  3. I Know Why the Caged Bird Sings de Maya Angelou
  4. The Chocolate War de Robert Cormier
  5. The Adventures of Huckleberry Finn de Mark Twain
  6. Of Mice and Men de John Steinbeck
  7. Harry Potter (Series) de J.K. Rowling
  8. Forever de Judy Blume
  9. Bridge to Terabithia de Katherine Paterson
  10. Alice (Series) de Phyllis Reynolds Naylor. 
De esta lista, el libro que más nos puede llamar la atención es el de la serie deHarry Potter de J. K. Rowling; los padres de familia en algunas ciudades estadounidenses como es el caso de Minnesota, Michigan, Nueva York y California le han atribuido el promover el interés por el ocultismo y la hechicería, por lo que en 1999 solicitaron su exclusión de los salones de clase y las bibliotecas escolares.
Mención especial merecen todas aquellas historias completamente ficticias provenientes de la literatura universal, que han tomado al libro y las bibliotecas como el tema central de amenaza, muerte y destrucción. Novelas y cuentos de libros prohibidos sobran, todas ellas por demás interesantes: recordemos Farenheit 451 de Ray Bradbury; 1984 de George Orwell; Un mundo feliz de Aldous Huxley. Los libros malditos que darían el poder, como es el caso del ficticio Necronomicon , aparecido en toda la obra literaria de H.P Lovecraft. La novela de Umberto Eco, El nombre de la rosa , en donde se da lugar una serie de asesinatos en una abadía franciscana de la Edad Media a causa de la lectura de un supuesto libro prohibido.
El tema es apasionante y largo, y sin duda me estoy quedando corta en los ejemplos. Es un hecho que el libro y la biblioteca siempre serán considerados una amenaza y que van en contra de las ideas de algunos, incluso si buscamos encontraremos más casos de destrucción y censura, pero ahora en la información proveniente del mundo virtual."
Creo que la Biblia debe ser el libro más perseguido en la Historia. Perseguido, confiscado, destruído, quemado. Sucedió en especial en la ex-URSS, sucede en China, Vietnam, Corea del Norte, en algunos países islámicos extremistas. No solo se destruye el libro en sí, sino -además- a su poseedor, llevándolo a campos de concentración o matándolos en el acto, y persiguiendo a su familia. En los países comunistas tener tan sólo un pedacito de papel de la Biblia puede dar lugar a un allanamiento, detención y confinación en centros de detención donde los presos no tienen ningún derecho como en Argentina donde los asesinos hacen "salidas culturales" avaladas por la mismísma presidente. Así como la Biblia que más que un libro es una pequeña-gran Biblioteca ha sido muy probablemente el libro más perseguido desde la invención de la imprenta, también es el libro más vendido, más traducido, más leído y que perdura a pesar de todas las inquisiciones.  Por otra parte, el hecho mismo de la existencia de un libro determinado no nos asegura la calidad o beneficio de su lectura sea el beneficio educación, instrucción, placer, enseñanza, informar, etc. El que una obra literaria se encuentre en pliegos armados unidos por tapas de cartón ilustrados no quiere decir que sea digno de atención por ser técnicamente, un libro. Es por eso que hay libros que no merecen ser leídos ni difundidos ni patrocinados, como los de la saga de Harry Potter porque es verdad, aunque a algunos no guste, son obras cuyo objetivo es iniciar a los niños y a los jóvenes en el ocultismo.

No hay comentarios: