27 abr. 2011

"El modelo de igualdad de oportunidades es cruel"

El especialista dice que, como en el sistema escolar, “no hay ninguna simpatía por el que fracasa”.

Las buenas políticas son las que “fortalecen” a los ciudadanos para que estos puedan gestionar sus propias vidas. Esta fue una de las reflexiones de prestigioso sociólogo francés Francois Dubet, autor del libro Repensar la justicia social. Contra el mito de la igualdad de oportunidades.

Ayer dio la conferencia “Desigualdades, justicia social, contrato social”, en la sala Victoria Ocampo, colmada de público.

Si bien se refirió a los casos de Estados Unidos y Europa, es posible hacer otras lecturas: “ Podemos condenar la pobreza, pero no tenemos ninguna simpatía por los pobres. Y eso es algo que sucede en todas partes, del mismo modo que en el sistema escolar no hay ninguna simpatía por el que fracasa. El modelo de igualdad de oportunidades tiene bastante crueldad, porque para que los vencedores merezcan su victoria, es necesario que los vencidos merezcan su derrota”.

(La nota completa en Clarín)

Interesante reflexión de este sociólogo en una época que se habla tanto de igualdad cuando aumentan las desigualdades, donde además no es verdad que todos somos iguales, porque somos todos diferentes. Por ejemplo, ante la ley las mujeres y los niños llevan las de perder. Y en algunos lugares ser morocho y pobre es sinónimo de no poder levantar cabeza nunca. En Esquel una candidata a diputada que se llenó la boca hablando de trabajo social, se sabe que ha discriminado a gente muy pobre por no militar en el sector político que ella representa. El ambiente está contaminado de mentiras y este planteo de Dubet es como un resplandor de luz en medio de la oscuridad.

EB

No hay comentarios: